Usted está aquí

Aniversario 125 de la caída en combate de José Martí

El 19 de mayo de 1895 cae en combate José Martí. Y nada han podido los 125 años que nos separan de aquel suceso, contra el hecho de que la cultura cubana sigue umbilicalmente conectada con la substancia y el destino del Apóstol. Nada ni nadie han quedado fuera de su alcance; ni historia, ni artes, ni circunstancias… En cada momento la nación lo ha llevado consigo.
En el íntimo espacio de la pintura, un artista ha visto la vida con ojos martianos. De toda la pintura contemporánea cubana, fue Raúl Martínez quien se sintió más libre de hacer suya la imagen del Maestro.
Hasta mediados de 1965 parecía imposible que el Apóstol saliera de los altos predios de la pintura tradicional y de los torsos escultóricos moldeados en yeso blanco, pero Martínez lo hizo. Hizo saltar la figura martiana para que se repitiera quince o veinte veces con colores ácidos y bullicio¬sos en un lienzo. Hizo que el héroe pudiera llevar flores, números o estrellas en su cabeza. Hizo añicos la perspectiva, la profundidad, la grisura de los retratos de patriotas y lo sacó a caminar por las calles, a codearse con pancartas y murales callejeros, a sacudirse el buen dibujo y amistarse con el arte popular. Al hacerlo, el pintor abre una puerta iconográfica en la vida del Apóstol. Y nos lo trajo renacido, vibrante y avisado; atareado entre la serigrafía y cartel, entra la portada de libro y la fotografía, entre el telón de fondo teatral y la publicidad. Nos lo trajo actual, brioso, de hoy, para confirmarnos que Martí sigue siendo patrimonio vivo de todos los cubanos a 125 años de su caída en combate. ¡Cuba sí!

Corina Matamoros, curadora MNBA

Share
  • Aniversario 125 de la caída en combate de José Martí
Aniversario 125 de la caída en combate de José Martí